Viernes, 4 de Enero de 2019

CAMBIO:

Vivimos mientras nos renovamos. Henri-Freédéric Amiel.

Hay una ley de vida, cruel y exacta, que afirma que uno debe crecer o, en caso contrario, pagar más por seguir siendo el mismo. Norman Mailer.

Las personas cambian y generalmente se olvidan de comunicar dicho cambio a los demás. Lilian Hellman.

El hombre absurdo es el que no cambia nunca. Georges Clemenceau.

Es más fácil variar el curso de un río que el carácter de un hombre. Proverbio chino.

Cada cual es como Dios le ha hecho, pero llega a ser como él mismo se hace.  Miguel Servet.

Nadie se baña en el río dos veces, porque todo cambia en el río y en el que se baña. Heráclito.

Vivir es cambiar y ser perfecto equivale a haber cambiado muchas veces. John H. Newman.

Nadie puede ser esclavo de su identidad.  Cuando surge una posibilidad de cambio, hay que cambiar. Elliott Gould.

Lo que pongas en los primeros años de tu vida quedará en ella hasta más allá de la muerte. Anónimo.

La vida es un hospital donde cada enfermo está poseído por el deseo de cambiar de cama. Ch. Baudelaire.

A medida que el hombre exterior se destruye, el hombre interior se renueva. Montaigne.

Yo mismo, en el momento de decir que todo cambia, ya he cambiado. Séneca.

El verdadero progreso consiste en renovarse. Alejandro Binet.

Cuando se ha cambiado mucho, se tiende a suponer que se ha vivido más tiempo. Marcel Proust .

Cuanto más nos elevemos, tanto más pequeños parecemos a quienes son incapaces de volar. F. Nietzsche.

Podemos detenernos cuando subimos, pero nunca cuando descendemos. Napoleón.

Los cambios súbitos de fortuna tienen un gran inconveniente: los enriquecidos no han aprendido a ser ricos ni los arruinados a ser pobres. J. Joubert.

El que con buen ánimo acomete el trabajo, la mitad tiene hecho. Vicente Espinel.

Si haces algo igual que como hace diez años, entonces existen muchas probabilidades de que lo hagas mal. Charles Kattering.

Vivimos en el olvido de nuestra metamorfosis. Película Lemmy contra Alphaville.

No hace falta renunciar al pasado al entrar en el porvenir. Al cambiar las cosas no es necesario perderlas. John Cage.

Es improcedente hablar de reforma sin hacer referencia a la forma. Gilbert Keith Chesterton.

Los tibetanos labran cuidadosamente esculturas de deidades con mantequilla que al derretirse se convierten en un recordatorio de que nada perdura. Película Siete años en el Tíbet.

Así pues, el modo más eficaz de ayudar a los demás es enseñando lo que debe ser adoptado en la práctica y lo que debe ser abandonado respecto al comportamiento habitual. Pero no hay modo de hacer eso a no ser que lleguemos a conocer todos los temas concernientes a lo que debe ser adoptado en la práctica y a lo que debe ser descartado: debemos alcanzar la omnisciencia.   Ésta no hay forma de alcanzarla a menos que eliminemos las obstrucciones a la omnisciencia y aquel que ha superado completa y definitivamente esas obstrucciones es un Buda. Con el fin de conseguir el bienestar de los demás, pues, de un modo completo, es necesario alcanzar la iluminación.   El bienestar de los demás se logra mediante las excelsas actividades de la palabra de Buda. Tensin Giatso (Dalai Lama).

Puesto que todos nosotros debemos cambiar gradualmente desde la inmadurez hasta un comportamiento plenamente maduro, lo único que nos diferencia es el ritmo de dicho proceso. Carl R. Rogers.

El cambio más que inevitable es necesario. Anónimo.

Paciente: no creo que yo consiga cambiar.  Terapeuta: la creencia de que no se puede cambiar es el mayor obstáculo para el cambio.  Es una excusa, un escape para no esforzarse por intentarlo.  Se pueden modificar hábitos de gran duración, incluso hábitos de toda la vida, como el modo de hablar, de comer, moverse. A. Beck.

El progreso en el tiempo se hace por ciclos, con periodos alternos de buena y de mala fortuna. J. H. Reyner.

No habrá ninguna revolución verdadera hasta que uno mismo no la lleve en el corazón. Anónimo.

Únicamente son inmutables los grandes sabios y los grandes ignorantes. Confucio.

Esquiar sobre la avalancha: cada vez se exige más que nos mantengamos en equilibrio por grandes que sean los cambios en el exterior. Anónimo.

No hay más remedio que buscar algún otro tipo de vida, si es que queda algún otro. Anónimo.

Las personas sólo cambian cuando se sienten lo bastante incómodas con la situación actual como para tratar de ensayar algo nuevo, con la molestia y el apuro que eso siempre supone. Lonnie Barbach y Linda Levine.

Para volar tan rápido como el pensamiento a donde quiera que sea, debes empezar por saber que ya has llegado. Juan Salvador Gaviota.

Ruega por nosotros ahora y en la hora de nuestro nacimiento. T. S. Eliot.

Hay lugar para todo.  En ti penetran las formas más bellas y las más monstruosas.  Elías Canetti.

Puedo cambiar el mundo cambiándome a mí mismo.  No puedo cambiar a los demás. Carl R. Rogers.

La alta cocina es técnica, producto y mucho trabajo Martín Berasategui.

Si de veras quieres comprender algo, intenta cambiarlo. Kurt Lewin.

Para dirigir eficazmente ante todo hay que comprenderse uno mismo, estudiándose como si se tratara de una empresa.  Viendo cómo gestionarse la vida para rentabilizarla, ingresando éxitos, aprendiendo de los errores y polarizando las actitudes con las que actuamos y con las que nos enfrentamos estratégicamente.  Rvta. Xanadú.

Si se quiere manejar a un hombre, es preciso conocer o su natural y sus modos, y por ese medio conducirle; o sus intenciones, y así persuadirle; o sus flaquezas, y así espantarle; o también a los que por él se interesan, y así gobernarle.  Al tratar con personas astutas, debemos considerar siempre sus fines, para interpretar sus razonamientos; y sobre esos razonamientos conviene decirles lo menos posible y lo que ellos menos se esperan.  En una negociación difícil, no hay que pretender sembrar y cosechar al mismo tiempo, sino preparar cada cual su trabajo y dejar que madure poco a poco. Francis Bacon.

Para resultar el hijo de todos después de la conquista de las alturas, sería muy razonable quedarse en el valle y ser la Minerva [diosa de la sabiduría] de los que suben: a veces el escalón vale más y puede más que quien lo pisa. Anónimo.

Si supiéramos cómo, uno de los medios más poderosos para dotar de influencia a la razón y darle fuerza a los motivos de la conducta, sería potenciar de tal modo dentro de nosotros la previsión de nuestro futuro juicio sobre aquello que hacemos ahora, que resultase igual a lo que enjuiciamos en el momento presente…  Inmanuel Kant.

Cuando hemos cambiado somos inconsecuentes y cuando seguimos fieles somos obstinados.  Fernando Savater.

El shock del futuro… El estrés y la desorientación inducidos en individuos sujetos a excesivo cambio en un tiempo demasiado corto. Alvin Toffler.

Toda exigencia que se me hace para que me comporte de un modo diferente del que quiero es una fuente de resentimiento.  Al mismo tiempo, podemos aceptar decididamente esas exigencias y creer que son razonables.  Mi resentimiento entra en conflicto con mi creencia y así tiendo a darme menos cuenta de mi resentimiento. John O. Stevens.

Nuestro cuerpo es una máquina para vivir; está organizado para ello, es su naturaleza. Dejarle vivir sin muletas y se defenderá él mismo, logrará mucho más que si le paralizáis sepultándolo en remedios.  Leon Tolstoi.

Los cambios más difíciles de aceptar son los que los otros nos proponen.   De inmediato nos cerramos en banda, nos sentimos amenazados, perdemos la confianza en nosotros mismos y nos volvemos irracionales. Jennifer James.

Nadie puede convencer a otro de que cambie.  Cada uno de nosotros custodia una puerta del cambio que sólo puede abrirse desde dentro.  No podemos abrir la puerta de otro, ni con argumentos ni con apelaciones emocionales Marilyn Ferguson.

La Fórmula del Éxito Definitivo: conocer nuestra meta, emprender la acción, desarrollar la agudeza sensorial para saber donde vamos y modificar la línea de conducta para que nos lleve donde queremos ir.  A. Robbins.

Si eres gusano, pensarás como gusano, pero no olvides la mariposa que serás. Si te ves como gusano, actuarás como gusano, pero si no te crees del todo lo que eres, estarás más cerca de la mariposa que serás.  Anónimo.

Generalmente, las personas se convencen mejor con las razones que han descubierto por sí mismas que con las que les han llegado de las mentes ajenas.  Blaise Pascal.

No hay disciplinas superiores o inferiores, mejores o peores, excepto en relación con su relevancia respecto a problemas particulares. Marilyn Ferguson.

 

¿Quieres ser borrado, abolido, anulado, cancelado y reducido a la nada?

¿Estás dispuesto a ser reducido a la nada?

¿a sumergirte en el olvido?

Si no: nunca podrás cambiar realmente.

El ave fénix renueva su juventud sólo cuando ha sido quemada, quemada viva,

consumida hasta una pálida y chamuscada ceniza.

Entonces, la palpitación de una nueva ave en el nido,

con sus flotantes hebras de plumón ceniciento,

demuestra que está renovando su juventud

como el águila: Ave Inmortal.

D.H. Lawrence (sobre el Ave Fénix).

 

Los grandes negocios

Cambiar un monte por un caballo
Una red por una barca
La H por la J
Un cuchillo por una lámpara
Una plegaria por una golondrina
Un perfume por un olor
Una pared por una enredadera
Un círculo por un punto
Un recuerdo por una veleta*
Una tijera por un alfiler.
Hemos perdido mucho tiempo caminando
Somos viejos ahora, pero todavía
quedan grandes negocios por hacer
cambiar, por ejemplo
un resorte por una incubadora
o un árbol por las alas de un buitre.

*Léase: Una veleta por un recuerdo.

Javier Villafañe

 

Deseamos, tanto puede la lumbre que nos quema,

Caer en el abismo, Cielo, Infierno ¿Qué importa?

Al fondo de lo ignoto, para encontrar lo nuevo.

Charles Baudelaire.

 

Cierra los ojos y entonces verás

rompe tus muros y construirás

aprende a pararte y caminarás

Déjate caer y así de pie estarás.

Lothan Kempter

Cuando era joven y libre, y mi imaginación no tenía límites, soñaba con cambiar el mundo.
Cuando me volví más viejo y sabio descubrí que el mundo no cambiaría, así que acorté mis anhelos un poco y decidí cambiar sólo mi país. Pero este también parecía inmutable.
Cuando entré en el ocaso de mi vida, en un último intento desesperado, me propuse cambiar sólo a mi familia, a mis allegados, pero, por desgracia, no me quedaba ninguno.
Y ahora, mientras me encuentro en mi lecho de muerte, repentinamente me doy cuenta: Si me hubiera cambiado primero a mí mismo, con el ejemplo habría cambiado a mi familia.
Y a partir de esa inspiración y estímulo podría haber hecho un bien a mi país y, quién sabe, tal vez incluso… habría cambiado el mundo.

(Estas palabras al parecer se encuentran se escritas en la tumba de un obispo anglicano, en la cripta de la Abadía de Westminster).

 

 

 

Deja un comentario

*

Be sure to include your first and last name.

If you don't have one, no problem! Just leave this blank.