Domingo, 1 de Diciembre de 2019

Tuércele el cuello al cisne de engañoso plumaje

que da su nota blanca al azul de la fuente;

él pasea su gracia no más, pero no siente

el alma de las cosas ni la voz del paisaje.

Enrique González Martínez.

 

Huye de toda forma y de todo lenguaje

que no vayan acordes con el ritmo latente

de la vida profunda… y adora intensamente

la vida, y que la vida comprenda tu homenaje.

Enrique González Martínez.

 

Él no tiene la gracia del cisne, más su inquieta

pupila, que se clava en la sombra, interpreta

el misterioso libro del silencio nocturno.

Enrique González Martínez.

Escribo porque no me gusta hablar, para dejar un testimonio más de la vida o para luchar contra ese exceso de materia que acostumbra a rodearnos. Pero si lo medito un poco, diré algo más banal.  Silvina Ocampo

Wertheimer aplicó los principios guestaltistas del aprendizaje al pensamiento creador humano. Según él, debe pensarse en términos de totalidades. Es necesario tener un amplio panorama general de la situación, sin perderse en los detalles.  Si no se pueden evitar los errores, serán por lo menos errores buenos, errores con una posibilidad de éxito, y no errores ciegos cometidos sin considerar las limitaciones de la situación como un todo.  Así como quien aprende, debe considerar la situación como un todo, también el maestro debe presentar la situación como un todo… a nadie debe instársele a dar un solo paso a ciegas; ni siquiera se le debe permitir. Más bien hay que instarle a no perder de vista las metas y los requisitos para el éxito.

Duncker… como Wertheimer, creían que uno de los obstáculos más serios para un desempeño exitoso es la tendencia del sujeto a restringir el número de soluciones posibles… los errores son útiles, en el sentido de que el pensamiento no regresa a las ideas originales sobre soluciones posibles cuando se descubre la falsedad de éstas.  De modo que no hay una simple eliminación de los errores, sino que estos dirigen las respuestas ulteriores… las respuestas  son determinadas por la situación total, el campo del problema.

Thorndike había afirmado que el aprendizaje es un proceso gradual de eliminación de los errores, acompañado de una fijación de la respuesta correcta.  Para los guestaltistas, el aprendizaje no es casi nunca gradual, sino que más bien es un proceso que implica la invisión insight.  Podemos considerar la invisión como un cambio súbito en el campo perceptual.  Generalmente se citan cuatro índices conductuales para el aprendizaje por invisión:

  • La transición súbita de la incapacidad a la destreza.

  • La rapidez y suavidad del desempeño cuando se ha captado el principio correcto.

  • La buena retención.

  • La inmediata transferencia de la solución a otras situaciones similares que implican el mismo principio.

El desacuerdo entre los sostenedores del aprendizaje continuo Thorndike y los del aprendizaje súbito Gestalt, dio lugar a la controversia sobre la continuidad o discontinuidad del aprendizaje. De acuerdo con la posición continuista, cada ensayo o refuerzo aumenta la fuerza de la respuesta. Los discontinuistas niegan este supuesto, y acentúan en cambio la importancia de los incrementos discontinuos y súbitos de la respuesta, que corresponden a las invisiones.

La invisión implica la estructuración o reestructuración de la situación como un todo. La teoría de la Gestalt permite predecir, entonces, que en ocasiones el animal no responderá al estímulo local, sino a una relación entre estímulos. Esto es exactamente lo que sostiene la Gestalt en materia de percepción: la percepción está más de acuerdo con el campo total que con la estimulación local, elemental. La conducta, entonces, depende de la situación como un todo. El experimento de transposición es un ejemplo de este principio. Dadas dos tarjetas grises, se enseña a un animal a responder a la más oscura… cuando se pone al tarjeta oscura junto a otra más oscura aún, bajo ciertas condiciones el animal elige la tarjeta que ahora es más oscura, aunque su respuesta a ella nunca haya sido reforzada.

El verdadero carácter siempre aparece en las grandes circunstancias. Napoleón Bonaparte.

En tres tiempos se divide la vida: en presente, pasado y futuro. De estos, el presente es brevísimo; el futuro, dudoso; el pasado, cierto. Séneca

A la sombra del mérito, se ve crecer la envidia. Leandro Fernández de Moratín.

Hay cosas encerradas dentro de los muros, que si salieran de pronto a la calle y gritaran llenarían el mundo. Federico García Lorca.

El hombre es un ser social, cuya inteligencia necesita para excitarse el rumor de la colmena. Santiago Ramón y Cajal.

A veces una broma, una anécdota, un momento insignificante, nos pintan mejor a un hombre ilustre, que las mayores proezas o las batallas más sangrientas. Plutarco.

Llamo a la arquitectura música congelada. Goethe.

Un intelectual es el que va a la biblioteca, incluso cuando no llueve. A. Roussin.

Solo en medio de la actividad se desearía vivir cien años. Proverbio japonés.

La lectura es una conversación con los hombres más ilustres de los siglos pasados. Rene Descartes.

El hombre es el único ser sensible, que se destruye a sí mismo en estado de libertad. Rene Descartes.

Las huellas de las personas que caminaron juntas nunca se borran. Anónima.

Solo se tiran piedras sobre el árbol que da fruto. Anónimo.

La democracia no es más que el gobierno de las masas, donde el 51 % de la gente, puede lanzar por la borda, los derechos de los otros 49%. Thomas Jefferson.

La muerte abre la puerta de la fama, y cierra tras de sí la de la envidia. Laurence Sterne.

El que tiene la verdad en el corazón, no debe temer jamás que a su lengua le falte fuerza de persuasión. John Ruskin

Si Satanás pudiera amar, dejaría de ser malvado. Teresa de Jesús.

La riqueza en tierra extraña la convierte en patria. En cambio, la desgracia en la patria la vuelva tierra extraña. Ibsi-al-Mutaz.

Preguntaros si sois felices y dejaréis de serlo. Stuart Mill.

No todos podemos ser héroes. Alguien tiene que quedarse a un lado aclamando a éstos sin parar. William Rogers.

El futuro nos tortura y el pasado nos encadena. He aquí por qué se nos escapa el presente. Gustave Flaubert.

El hombre se distingue de los demás animales por ser el único que maltrata a su hembra. Jack London.

Los buenos son más sospechosos a los tiranos que los malos. La virtud ajena les resulta temible. Salustio.

No son los que van en busca de la verdad quienes son peligrosos, sino los que creen haberla encontrado. Willy Ritschard.

Vale más buena esperanza que ruin posesión. Refrán.

Dádivas quebrantan peñas. Refrán.

Haceos de miel y comeos han las moscas. Refrán.

Quien lucha puede perder; quien no lucha ya perdió. Refrán.

La gente no sabe que es feliz, hasta que deja de serlo. J. R. Chornet.

La mejor vida no es la más larga, sino la más rica en buenas acciones. Marie Curie.

Incluso el pasado puede modificarse; los historiadores no paran de demostrarlo. Jean Paul Sartre.

Un líder es un negociador de esperanzas. Napoleón Bonaparte.

La libertad está en ser dueños de la propia vida. Platón.

Algún día el yunque cansado de ser yunque, pasará a ser martillo. Anónimo.

Quien vive de orgullo muere de soledad. Anónimo.

Educador es el que hace que las cosas difíciles, sean fáciles. M. Montessori.

Ciencia es todo aquello sobre lo cual siempre cabe discusión. José Ortega y Gasset.

Para días grises, paraguas de colores. Anónimo.

Lo que ayer criticaba es en lo que me he convertido. Anónimo.

Cada persona se merece un libro como protagonista y no simples páginas de personajes secundarios. Anónimo.

La acción es el fruto propio del conocimiento. Thomas Fuller.

El sentido común no es nada común. Voltaire.

El que se pierde es el que encuentra las nuevas sendas. Nils Kjaer.

Encuentro tanta diferencia entre yo y yo mismo como entre yo y los demás. Michel Eyquem de Montaigne.

Más discurre un hambriento que cien letrados. Refrán.

Siéntate a la puerta de tu casa y verás pasar el cadáver de tu enemigo. Proverbio árabe

La lucha por la libertad es la esencia de la misma libertad. Henrik Ibsen.

A partir del momento en que se desarrolla la palabra, aparece la personalidad humana. P.Lecomte du Nöuy.

De todas las ruinas del mundo, la ruina del hombre es, sin duda alguna, el más triste espectáculo. Théophile Gautier.

La única manera de educar es dando ejemplo, a veces un ejemplo espantoso. Albert Einstein

El egoísmo no es el amor propio, sino una pasión desordenada por uno mismo. Aristóteles.

Nada hay más útil que aprender muchas cosas, ni más fácil que oírlas. Juan Luis Vives.

La estimación es como una flor; una vez pisoteada o ajada, no vuelve a recobrarse nunca. Giacomo Leopardi.

La verdad es una antorcha que luce en medio de la niebla sin disiparla. Claude A. Helvétius.

Un individuo con un reloj sabe qué hora es; un individuo con dos relojes nunca está seguro de la hora correcta. Anónimo.

No mires donde te caíste, mejor observa con que te resbalaste. Anónimo.

Las personas podrán dudar de lo que dices,  pero te creerán por lo que haces. Anónimo.

El hombre que se respeta a sí mismo, respeta a los demás. Azorín.

El mejor cimiento y zanja del mundo es el dinero. Anónimo.

La verdadera nobleza consiste en la virtud. Cervantes.

El amor es deseo de belleza. Anónimo.

Cuando a Roma fueres, haz como vieres. Refrán.

Conservar algo que me ayude a recordarte sería admitir que te puedo olvidar. William Shakespeare

Hay una falsa modestia que es vanidad, una falsa grandeza que es pequeñez, una falsa virtud que es hipocresía y una falsa sabiduría que es prudencia Jean de La Bruyère.

Solo el tiempo puede revelarnos al hombre justo; al perverso se le puede conocer en un solo día. Sófocles.

No acometas obra alguna con la furia de la pasión; equivale a hacerse a la mar en plena borrasca. Thomas Fuller

Tu lengua es como un león; si la guardas contigo, te defenderá, pero si la dejas escapar terminará por devorarte. Proverbio árabe

Tan gloriosa es una bella retirada como una gallarda acometida. Baltasar Gracián.

El padre debe ser el amigo y el hombre de confianza de los hijos; no el tirano. Vicenzo Gioberti.

El hijo de ladrón acaba fácilmente por hacerse ladrón; el lobezno siente el instinto del lobo. Magnus G.Lichtwer.

La peor decisión es la indecisión. Benjamin Franklin.

Por la calle del ya voy, se va a la casa del nunca. Anónimo.

Oh memoria, enemiga mortal de mi descanso. Anónimo.

Nunca segundas partes fueron buenas. Anónimo.

El que está para morir siempre suele hablar verdades. Anónimo.

Para poder resignarse es menester tener carácter. Goethe.

Los éxitos no son hechos por una persona, sino por un equipo. Steve Jobs

Un cerebro creador puede transfigurar la vida, la naturaleza y la humanidad bellamente. Charles Chaplin

El mayor de los vicios es la ligereza. Todo lo que pasa por la conciencia es justo. Oscar Wilde

No hace ninguna falta que los buenos ejemplos sean verdad. Basta que sean de verdad ejemplares. Anatole France.

Cuanto más bondadosamente tratamos a quien nos odia, más armas le damos para que nos traicione. Pierre Corneille

El mundo no puede dar alegrías tan grandes como las que quita. Lord Byron.

Nosotros no somos engañados nunca, sino que nos engañamos a nosotros mismos. Goethe.

Es un principio indiscutible que para saber mandar bien es preciso saber obedecer. Aristóteles.

Lágrimas de los hijos son flechas en los corazones de los padres. Lope de Vega.

El que tiene dinero, tiene en el bolsillo a los que no lo tienen. León Tolstoi.

Hacer la pregunta correcta es más difícil que contestarla. Georg Cantón.

Nunca fue alcanzado nada importante sin entusiasmo. Emerson.

Como los políticos nunca se creen lo que dicen, se sorprenden cuando alguien si lo cree. Charles de Gaulle.

Un amigo es un Ángel que nos ayuda a ponernos de pie otra vez, cuando nuestras alas se han olvidado de como volar. Anónimo.

No es verdad que las personas paran de perseguir sueños porque se hacen viejos, se hacen viejos porque paran de perseguir sus sueños. Gabriel García Márquez.

La música es la luz de la luna en la sombría noche de la vida. J. P. Rither.

Lo que cuenta en la historia no es de hecho más que el sueño largo, pesado y confuso de la humanidad. Arthur Schopenhauer

Nada temo, pues mantengo la verdad, que es poderosa. Sófocles.

Es imposible ganar sin que otro pierda. Publio Siro

El principio de la educación es predicar con el ejemplo. A. R. Jacques Turgot.

Por el grosor del polvo acumulado en los libros de las bibliotecas se puede medir el nivel de cultura de un pueblo. John Stebeck.

Una sonrisa es una luz en la ventana del alma que indica que el corazón está en casa. Anónimo.

Mientras alguien te descuida, siempre hay alguien que daría lo imposible por tenerte en su vida. Anónimo.

La música es un ruido sin sentido hasta que se encuentra con una fuerte receptora. Paul Hindemint.

La historia nos enseña que las personas nunca han aprendido nada de la historia. G.W.F.Hegel.

El científico descubre. El artista crea. Eugene Delacroix.

Todos los vicios, Sancho, traen un no se qué de deleite consigo. Cervantes.

Y yo soy de parecer y la experiencia lo enseña, que ablandaron una peña lagrimas de una mujer. Cervantes.

 

Deja un comentario

*

Be sure to include your first and last name.

If you don't have one, no problem! Just leave this blank.