Jueves, 22 de Noviembre de 2018

La religión es la respuesta fácil a las cuestiones complejas. Mahmud Darwix.

Los nervios son la única cosa de la que no te puedes librar perdiéndolos.  Anónimo.

El sentimiento colma las lagunas de la ignorancia. E. Godin.

Los poetas inmaduros imitan; los poetas maduros roban; los malos estropean lo que roban, y los buenos lo convierten en algo mejor. T. S. Eliot.

Nadie está haciendo nada a nadie, mucho menos a un guerrero. Carlos Castaneda.

Se acepta con humildad lo que es, no como motivo de lamento, sino como desafío.  Carlos Castaneda.

Darle a los demás la oportunidad de ser estúpidos es uno de los pasos más importantes en el progreso espiritual. Anónimo.

Si acortas y ciñes tu deseo dirás: lo que desprecio he conseguido. Andrés Fernández de Andrada.

Si eres orgulloso conviene que ames la soledad; los orgullosos siempre se quedan solos. Amado Nervo.

Ninguna cosa hay tan difícil como el arte de hacer agradable un buen consejo. Joseph Addison.

AMISTAD:

  • ¡Dios me libre de enemistades de amigos! Lope de Vega.

  • ¡Dios mío, líbrame de mis amigos! De los enemigos ya me encargo yo. Voltaire.

  • “Quédate” es una hermosa palabra en el vocabulario de un amigo. Anónimo.

  • A las personas les interesa nuestro destino exterior; el interior, sólo a nuestro amigo. Heinrich von Kleist.

  • A los amigos, como a los dientes, los vamos perdiendo con los años, no siempre sin dolor. Santiago Ramón Y Cajal.

  • A los cordiales amigos no basta alumbrarles por do vayan, sino que les hemos de quitar los tropiezos a do tropiecen. Fray Antonio De Guevara.

  • Al que es amigo, jamás, lo dejen en la estacada, pero no le pidan nada, ni lo aguarden todo de él, siempre el amigo más fiel, es una conducta honrada. José Hernández.

  • Algunos creen que para ser amigos basta con querer, como si para estar sano bastara con desear la salud. Aristóteles.

  • Amigo no es aquel que regala rosas, sino aquel que les quita las espinas. Anónimo.

  • Amigos son aquellos extraños seres que nos preguntan cómo estamos y se esperan a oír la contestación. Anónimo.

  • Amigos son los que en las prosperidades acuden al ser llamados y en las adversidades sin serlo. Demetrio I.

  • Amistad de yerno, sol de invierno. Refrán.

  • Amistad es compartir, no competir Anónimo.

  • Amistad es en principio necesidad de espíritu, búsqueda de perfección, realización concreta de las necesidades con que el amor manda en nuestras vidas. María Elena Ramos.

  • Amistad nunca mudable, por el tiempo o la distancia, no sujeta a la inconstancia del capricho o del azar, sino afecto siempre lleno, de tiernísimo cariño, tan puro como el de un niño, tan inmenso como el mar. José Zorrilla.

  • Amistad: Barco lo bastante grande como para llevar a dos con buen tiempo, pero para uno sólo en caso de tormenta. Ambrose Bierce.

  • Amistades que son ciertas nadie las puede turbar. Miguel de Cervantes.

  • Amo esos ojos que me quitan el pensar, son los ojos de mi amigo que lo quiero de verdad. Anónimo.

  • Aparta la amistad de la persona que, si te ve en el riesgo, te abandona. Félix María Samaniego.

  • Apártate progresivamente, sin rupturas violentas, del amigo para quien representas un medio en vez de ser un fin. Santiago Ramón y Cajal.

  • Así como la vida te da motivos para llorar demuéstrale que tienes muchos motivos para sonreír y uno de ellos es la amistad que nos une a ti y a mí. Anónimo.

  • Aun cuando sea grave error conceder nuestra amistad a los malvados y a los necios, es poco cuerdo hacérnoslos enemigos, porque son muy numerosos. John Lubbock.

  • Bebido con buenos amigos, sabe bien cualquier vino. Refrán.

  • Buscando el bien de nuestros semejantes, encontramos el nuestro. Platón.

  • Cada amigo representa un mundo dentro de nosotros, un mundo que tal vez no habría nacido si no lo hubiéramos conocido. Anaïs Nin.

  • Cada nuevo amigo que ganamos en la carrera de la vida nos perfecciona y enriquece más aún por lo que de nosotros mismos nos descubre, que por lo que de él mismo nos da. Miguel de Unamuno.

  • Cada uno muestra lo que es en los amigos que tiene. Baltasar Gracián.

  • Cambiad de placeres, pero no cambiéis de amigos. Voltaire.

  • Compartir los sueños con un amigo es empezar a convertirlos en realidad. Anónimo.

  • Cosa dulce es un amigo verdadero; bucea en el fondo de nuestro corazón inquiriendo nuestras necesidades. Nos ahorra el tener que descubrirlas por nosotros mismos. Jean de la Fontaine.

  • Cualquiera puede simpatizar con las penas de un amigo, simpatizar con sus éxitos requiere una naturaleza delicadísima. Oscar Wilde.

  • Cuando estés triste acuérdate de mí, quizás mis recuerdos te hagan sonreír. Anónimo.

  • Cuando estoy con un amigo no estoy solo ni somos dos. Eustache Langlois.

  • Cuando la amistad y el afecto se fueron, es siempre de buen tono reemplazarlos por la delicadeza. Josephine Knorr.

  • Cuando la buena voluntad es recíproca, es amistad. George Washington.

  • Cuando la gratitud es tan absoluta las palabras sobran. Álvaro Mutis.

  • Cuando las cosas no van del todo bien descubrimos quiénes son nuestros verdaderos amigos. Richard Burton.

  • Cuando los hombres son amigos, no han menester de justicia; pero, aunque los hombres sean justos, han menester de amistad. Aristóteles.

  • Cuando mis amigos son tuertos, los miro de perfil. Joseph Joubert.

  • Cuando se deja de frecuentar a los verdaderos amigos, se pierde el equilibrio. Michael Levine.

  • Cuando un amigo nos pide algo, la palabra «mañana» no existe. George Herbert.

  • Cuando uno tiene motivos de quejarse de un amigo, conviene separarse de él gradualmente, y desatar, más bien que romper, los lazos de la amistad. Catón.

  • Cuida a tus amigos como a tus fotografías, sitúalos donde les dé la mejor luz. Jennie Jerome Churchill.

  • Dale más de lo que pueda regresar, y al amigo perderás. Refrán.

  • Dame un amigo, uno sólo, que pueda aceptar todos mis cambios de humor. Esther M. Clark.

 PAZ:

  • Estar en paz consigo mismo es el medio más seguro de comenzar a estarlo con los demás. Fray Luis De León.

  • Estar enamorados de la paz y juntos. Amar cada uno la paz del otro. Dormir en paz, juntos. Eugene O’Neill.

  • Hay algo tan necesario como el pan de cada día, y es la paz de cada día; la paz sin la cual el mismo pan es amargo. Amado Nervo.

  • Hay que defender la paz a todo trance, incluso con la guerra. Thomas W. Wilson.

  • Jamás hubo una guerra buena o una paz mala. Benjamin Franklin.

  • La concordia aumenta las fortunas pequeñas. La discordia arruina las más grandes. Agripa.

  • La gente común de Alemania es amante de la paz. El Diablo ha puesto a Hitler, su representante, en control. Este hombre [Hitler] está perturbado mentalmente, es cruel, malicioso, despiadado […]. Persigue cruelmente a los judíos por cuanto en un tiempo estuvieron en pacto con Jehová y portaron el nombre de Jehová, y porque Cristo Jesús fue judío. Joseph Franklin Rutherford Fuente: De su discurso “Fascismo o libertad”, 2 de octubre de 1938.

  • La paz es el blanco a donde enderezan su intento y el bien a que aspiran todas las cosas. Luis de León.

  • La paz es la suprema conquista que propicia el progreso cierto. Arturo Umberto Illia.

  • La paz es sólo la guerra sin declarar. Agustín García Calvo.

  • La paz es un sueño, y ni siquiera es un sueño hermoso. John Lennon.

  • La paz más desventajosa es mejor que la guerra más justa. Erasmo de Rotterdam.

  • La paz no se escribe con letras de sangre, sino con la inteligencia y el corazón. Juan Pablo II.

  • La paz obtenida con la punta de la espada no es más que una tregua. Pierre Joseph Proudhon.

  • La paz tiene sus victorias, no menos renombradas que las de la guerra. John Milton.

  • Las ligas y los tratados están bien entre los políticos. Pero no pueden producir la paz, a menos que la gente misma sea quien la desee. Robert Baden-Powell.

  • Lo decisivo para traer paz al mundo es vuestra conducta diaria. Jiddu Krishnamurti.

  • Lo esencial es estar bien consigo mismo. Voltaire.

  • Los pacifistas son como ovejas que creen que el lobo es vegetariano. Yves Montand.

  • Luchar por la paz es como beber por la sobriedad. Eslogan antibelicista.

  • Mucha paz tendríamos si en los dichos y hechos ajenos que no nos pertenecen, no quisiéramos meternos. Tomás De Kempis.

  • No basta con hablar de paz. Uno debe creer en ella. Y no es suficiente con creer. Hay que trabajar para conseguirla. Eleanor Roosevelt.

  • No habrá paz sin verdad ni amor sin nobleza. Miguel Abuelo.

  • No hay camino hacia la paz, la paz es el camino. Mahatma Gandhi.

  • No hay más calma que la engendrada por la razón. Séneca.

  • Nunca ha habido buena guerra ni tampoco mala paz. Baltasar Gracián.

  • Nunca por amor a la paz y a la tranquilidad repudies tu propia experiencia o tus convicciones. Dag Hammarskjöld.

  • Ojo por ojo, y el mundo acabará ciego. Ghandi.

  • Para hacer la paz se necesitan por lo menos dos; más para hacer la guerra basta uno solo. Neville Chamberlain.

  • Precisamos que prevalezca la paz entre nosotros. Así encontraremos el rumbo y el camino. Fernando de la Rúa.

  • Puesto que las guerras nacen en la mente de los hombres, es en la mente de los hombres donde deben erigirse los baluartes de la paz. Acta Constitucional de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura.

  • Que el hacer paces también suelen ser triunfos de guerra. Pedro Calderón De La Barca.

  • Si los pueblos del mundo persisten en sus esfuerzos, ciertamente lograrán la paz. Zhao Ziyang Primer ministro de China en 1986.

  • Si no tenemos paz dentro de nosotros, de nada sirve buscarla fuera. François de La Rochefoucauld.

  • Si queremos gozar la paz, debemos velar bien las armas; si deponemos las armas no tendremos jamás paz. Cicerón.

  • Si quieres hacer la paz, no hables con tus amigos; habla con tus enemigos. Moshé Dayán.

  • Si quieres paz prepara la paz. Eslogan pacifista.

  • Si quieres vivir en paz, escucha, observa y calla. Anónimo.

  • Si te paras a contar los días de sol y los nublados en el año, verás que los días serenos han sido los más. Ovidio.

  • Sí, la tranquilidad es una cosa buena, pero de la misma familia que el tedio. Voltaire.

  • Siempre la mala paz es mejor que la mejor guerra. Cicerón.

  • Sin concordia no puede existir ni un estado bien gobernado ni una casa bien administrada. Jenofonte.

  • Solamente puedes tener paz si tú la proporcionas. Marie Von Ebner-Eschenbach.

  • Toda la armonía total de este mundo está formada por discordancias. Séneca.

  • Un hombre no trata de verse en el agua que corre, sino en el agua tranquila, porque solamente lo que en sí es tranquilo puede dar tranquilidad a otros. Confucio.

ODIO:

  • Cuando nuestro odio es demasiado vivo, nos coloca por debajo de lo que odiamos. François De La Rochefoucauld.

  • Cuando odias a una persona, odias algo de ella que forma parte de ti mismo. Lo que no forma parte de nosotros no nos molesta. Hermann Hesse.

  • Cuando todos los odios han salido a la luz, todas las reconciliaciones son falsas. Anónimo.

  • Cuanto más pequeño es el corazón, más odio alberga. Victor Hugo.

  • El desprecio es un sentimiento del que pocos, muy pocos mortales, son verdaderamente capaces; el odio es mucho más frecuente. Ugo Foscolo.

  • El hombre perdona algunas veces el aborrecimiento, pero jamás el menosprecio. Juan Luis Vives.

  • El odio abiertamente profesado carece de oportunidad para la venganza. George Bernard Shaw.

  • El odio es pasión más viva que la amistad. Marqués De Vauvenargues.

  • El odio nunca es vencido por el odio, sino por el amor. Buda.

  • … en cuanto uno puede esperar vengarse, vuelve a empezar a odiar. Stendhal.

  • El que ha amado con pasión, aborrece con furor. François Fénelon.

  • Es triste condición de la humanidad que más se unen los hombres para compartir los mismos odios que para compartir un mismo amor. Jacinto Benavente.

  • Estamos obligados a luchar enérgicamente contra todos los eventuales gérmenes de odio colectivo. Václav Havel.

  • Intenta no ocupar tu vida en odiar y tener miedo. Stendhal.

  • La gente odia a quien le hace sentir la propia inferioridad. Lord Chesterfield.

  • La vida es demasiado corta para dar satisfacción al rencor. Pierre A. C. Beaumarchais.

  • Las antipatías violentas son siempre sospechosas y revelan una secreta afinidad. William Hazlitt.

  • Las heridas que te causa quien te quiere son preferibles a los besos engañadores de quien te odia. Salomón.

  • No despreciéis a nadie: un átomo hace sombra. Pitágoras.

  • Odiar a alguien es sentir irritación por su simple existencia. José Ortega Y Gasset.

  • Odiar es un despilfarro del corazón, y el corazón es nuestro mayor tesoro. Noel Clarasó.

  • Si las masas pueden amar sin saber por qué, también pueden odiar sin mayor fundamento. William Shakespeare.

El pensamiento de Platón. François Châtelet:

Orden Moral:

  • Ejercicio intelectual, la parte calculadora alma racional va ganando en firmeza y, aumentando su poder, logra mantener siempre a raya a sus debidos niveles a las otras dos partes alma concupiscible y alma irascible, con lo que hace realidad práctica la autoridad que le confiere su dignidad ontológica alma racional frente a la concupiscible e irascible

  • El juego del ‘amor’: se dedica a movilizar la energía del ‘caballo [sentimiento] bueno’, de aquel cuya impetuosa virtud orienta hacia el bien.

Placeres:

  • Mixtos: en el momento mismo en que se experimentan, van cargados de dolor o están, por así decirlo, cercados de dolor: placer que comienzan en el dolor del deseo y acaban en ese desarreglo corporal y psíquico que trae consigo el demasiado goce. En ellos no podría consistir el Bien, puesto que, constantemente, se mezcla a ellos el desagrado.

  • Placeres puros: el signo que permite reconocerlos es que su ausencia no comporta pena alguna. Si no se dan, uno no sufre deseándolos; si se presentan, se les goza con calma y en plenitud. Pertenecen, sin duda, al devenir; pero mientras se disfruta de ellos, producen la impresión de lo estable. Proporcionan un contentamiento seguro. Tales son ciertos placeres del Alma, los que suministran la percepción de la Belleza hecha de sola armonía y la contemplación intelectual [lectura de un libro por ejemplo]. Carentes de mezcla y de relación con los impulsos naturales, no implican variación alguna de intensidad, ni pueden transformarse en sus contrarios. En este sentido son determinados, mientras que los placeres mixtos pertenecen al orden de lo indeterminado, de lo ilimitado, de lo no señalable.

Moral provisional. R. Descartes:

  • Respetar las costumbres, las leyes y la religión de nuestro mundo.

  • Seguir las opiniones más moderadas y alejadas del exceso que, en caso de error, nos alejarán menos de la verdad.

  • Mantenerse firmemente en ellas.

  • Procurar siempre vencerse a sí mismo más bien que querer vencer a la fortuna.

  • Refrenar los propios deseos más bien que empeñarse en cambiar el orden del mundo.

  • Buscar para sí mismo la actividad vital que a uno mismo le parezca mejor (choisir son chemin) = elegir el propio camino.

… como conclusión de esa moral provisional me ocupé en hacer una revisión de todas las diversas ocupaciones que tienen los hombres en esta vida, para procurar escoger la mejor. Y sin que yo quiera decir nada de las de los otros, pensé que yo no podía hacer nada mejor que continuar en la misma que tenía, es decir, emplear toda mi vida en cultivar mi razón y avanzar tanto como pudiese en el conocimiento de la verdad, según el método que me había prescrito. R. Descartes.

Según Cicerón (De Officiis) la persona está determinada por cuatro tipos de rasgos:

  • Los que nos vienen dados por la propia naturaleza, que son comunes a todos los hombres.

  • Los que son propios de cada individuo en concreto.

  • Los que son fruto de las circunstancias entre las que vivimos.

  • Los que adquirimos mediante una elección personal.

 

 

 

 

Deja un comentario

*

Be sure to include your first and last name.

If you don't have one, no problem! Just leave this blank.