Sábado, 29 de Septiembre de 2018

La humildad sólo puede nacer de la humillación, de otro modo no es más que vanidad. Película Querelle.

Hay que tener coraje para vivir, generosidad para convivir y prudencia para sobrevivir. Esas son las tres virtudes fundamentales. Fernando Savater.

El espíritu de contradicción, las travesuras, la desconfianza alegre, la ironía son signos de salud. Toda forma de absoluto pertenece al dominio de la patología.  F. Nietzsche.

El sabio no carece de nada, y sin embargo necesita de muchas cosas; por el contrario, el necio no necesita nada, porque nada sabe usar, pero carece de todo. Crisipo.

El poeta y el sabio consideran amigas y sagradas todas las cosas, útiles todas las vivencias, santos todos los días, divinos todos los hombres. Ralph W. Emerson

Todos hemos sido amasados con debilidades y errores; perdonémonos mutuamente nuestras tonterías; ésta es la primera ley de la naturaleza.  Voltaire.

El hombre corriente, cuando emprende una cosa, la echa a perder por tener prisa en terminarla. Lao Tse.

La humanidad en su conjunto y el individuo como parte constitutiva, está determinado a pasar por tres estados sociales diferentes que se corresponden con distintos grados de desarrollo intelectual: el estado teológico o ficticio, el estado metafísico o abstracto y el estado científico o positivo. A. Comte.

Cristalización: proceso por el que el espíritu, adaptando la realidad a sus deseos, cubre de perfecciones el objeto del deseo. Stendhal.

Dícese que los regalos persuaden aun a los dioses. Eurípides.

Denis Diderot:

  • No basta con hacer el bien: hay que hacerlo bien.

  • Se habla sin cesar contra las pasiones. Se las considera la fuente de todo mal humano, pero se olvida que también lo son de todo placer.

  • El filósofo nunca ha matado a ningún sacerdote, mientras que el sacerdote ha causado la muerte de un gran número de filósofos.

  • El teatro es el lugar donde las lágrimas de virtuosos y malvados hombres se mezclaron por igual.

  • ¿Qué edad tiene el mundo? Camino entre dos eternidades.

  • Engullimos de un sorbo la mentira que nos adula y bebemos gota a gota la verdad que nos amarga.

  • Todos quieren tener amigos y nadie quiere serlo.

  • El hombre más feliz es el que hace la felicidad del mayor número de sus semejantes.

Giordano Bruno:

  • ¿Por qué lo buscáis tan lejos escondido si en vosotros mismos halláis el paraíso?

  • No te hagas juez, si con la virtud y la fuerza no eres capaz de romper las asechanzas de la injusticia.

  • Pues bien, no es posible dar un principado a todos, no es posible que todos tengan la misma suerte, pero sí es posible que a todos se les ofrezca por igual.

  • … las cosas más grandes y más importantes no existen sin las más pequeñas e insignificantes.

  • … La prudencia… debe estar al lado de la Verdad, porque ésta no debe ejercerse, moverse y actuar sin aquélla y porque la una sin la compañía de la otra no es posible que jamás progrese o se vea honrada.

  • Lentas, digo, graves y sopesadas deben ser las resoluciones; maduro, secreto y cauto debe ser el consejo, pero la ejecución debe ser alada, veloz y rápida.

  • Mira, pues, querida hermana, cómo nos doma el tiempo traidor, cómo todos estamos sometidos a la mutación.

  • …el principio, el medio y el fin, el nacimiento, el aumento y la perfección de todo lo que vemos, se hace a partir de contrarios, a través de contrarios, en los contrarios, hacia los contrarios, y que donde hay oposición allí hay también acción y reacción, hay movimiento, hay diversidad, hay multitud, hay orden, hay grados, hay sucesión, hay alternancia vicisitudinal.

  • El estado de ardor venéreo nos atormenta, el de deseo satisfecho nos entristece, más lo que nos contenta es el tránsito de un estado al otro.

  • El esfuerzo no nos gusta sino en un principio, tras el reposo; y a no ser en un principio, tras el esfuerzo, no hay deleite en el reposo.

Dag Hammarskjöld:

  • No hay que buscar la muerte. La muerte te encontrará. Más bien, busca el camino que hace de la muerte una consumación.

  • Cuanto más fielmente escuchas las voces dentro de ti, mejor oyes lo que está sonando fuera.

  • ¿Es la vida tan miserable? ¿No es más bien que tus manos son demasiado pequeñas, tu visión está demasiado confusa? Tú eres el que tiene que crecer.

  • La ola que rompe y el músculo que se contrae obedecen la misma ley.

  • La atención constante de una buena enfermera puede ser tan importante como la mayor operación de un cirujano.

  • Yo nunca discuto las discusiones.

  • Nunca midas la altura de una montaña hasta que hayas alcanzado la cima. A continuación podrás ver lo baja que era.

HONORÉ DE BALZAC:

  • En ciertas circunstancias de la vida conviene que el amigo permanezca silencioso a nuestro lado; el consuelo hablado ensancha la llaga y nos deja ver su profundidad.

  • Si el amor es la primera entre las pasiones es porque halaga a todas las demás.

  • En la venganza del más débil es siempre más feroz.

  • En las mujeres, el instinto equivale a la perspicacia de los grandes hombres.

  • Estar celoso es el colmo del egoísmo, es el amor propio en defecto, es la irritación de una falsa vanidad.

  • Hay personas que no pueden contar con nada, ni siquiera con el azar, pues hay existencias sin azar.

  • Hay una locura, hija de la desesperación, a la que todo debe excusarse.

  • La abnegación ennoblece aun a las personas más vulgares.

  • Jamás en la vida encontraréis ternura mejor, más profunda, más desinteresada y más verdadera que la de vuestra madre.

  • La habilidad para ocultar la grandeza de los sentimientos es indicio de una inmensa superioridad.

  • Las almas grandes siempre están dispuestas a hacer una virtud de una desgracia.

  • Las alianzas duran poco cuando uno de los amigos se siente ligeramente superior al otro.

  • Las mujeres poseen un admirable instinto de desconfianza.

  • Lo mejor de la vida son las ilusiones.

  • Los creyentes y los incrédulos hablan dos lenguas diferentes, y no pueden entenderse.

  • Quien sabe gobernar una mujer sabe gobernar un estado.

  • Puede uno amar sin ser feliz; puede uno ser feliz sin amar; pero amar y ser feliz es algo prodigioso.

  • Sencillo es todo lo verdaderamente grande.

  • Sólo los mediocres piensan en todo.

  • Todo poder humano está compuesto de tiempo y paciencia.

  • Un viajero no ve nada a fondo: su mirada resbala sobre los objetos sin penetrarlos.

  • Cuando las personas inteligentes llegan al punto de tratar de explicar cómo son, desvelar la clave de su corazón, no cabe duda de que el vino se les ha subido a la cabeza.

DIOS:

  • Debemos cuestionar la lógica del argumento de tener un dios omnisapiente y Todopoderoso que crea humanos defectuosos y luego los culpa por sus propios errores. Gene Roddenberry.

  • Rendirse ante la ignorancia y llamarla Dios siempre ha sido prematuro, y sigue siéndolo hoy. Isaac Asimov.

  • La razón pura no puede probar la existencia de dios. I. Kant.

  • En historia el nombre de dios es la terrible maza histórica con la cual todos los hombres divinamente inspirados, los grandes genios virtuosos han abatido la libertad, la dignidad, la razón y la prosperidad de los hombres. Mijail Bakunin.

  • Sería muy bonito si hubiera un Dios que creó el mundo y una providencia benevolente, y un orden moral en el universo, y vida después de la muerte; pero resulta muy llamativo que todo esto sea exactamente como desearíamos que fuese. S. Freud.

PROVERBIOS HINDÚES:

  • La más larga caminata comienza por un paso.

  • El corazón en paz ve una fiesta en todas las aldeas.

  • Quien se dispone a declarar la verdad, deberá ya tener plantado su pie en el estribo.

  • Un libro abierto es un cerebro que habla; cerrado, un amigo que espera; olvidado, un alma que perdona; destruido, un corazón que llora.

  • El bien que hicimos la víspera es el que nos trae la felicidad por la mañana.

  • Cuando todo está perdido, aún queda la esperanza.

  • No hay árbol que el viento no haya sacudido.

  • A los ignorantes los aventajan los que leen libros. A éstos, los que retienen lo leído. A éstos, los que comprenden lo leído. A éstos, los que ponen manos a la obra.

  • Todo lo que no es dado es perdido.

  • El árbol no niega su sombra ni al leñador.

  • La ignorancia es pasajera, el conocimiento perdura.

  • La tierra no es una herencia de nuestros padres, sino un préstamo de nuestros hijos.

  • Aprendo mientras vivo.

  • Cuando los ojos se encuentran nace el amor.

  • Las cosas más importantes de la vida no son cosas.

  • Antes de juzgar a una persona, camina 3 lunas con sus mocasines.

  • Hay que desconfiar siete veces del cálculo y setenta del calculador.

  • ¿Qué ve el ciego, aunque le pongas una lámpara en la mano?

  • Quién cae al suelo, se levanta con la ayuda del suelo.

  • El hombre que desea estar tranquilo ha de ser sordo, ciego y mudo.

  • En el árbol a donde no se puede subir hay ocho mil frutos.

  • Hay tanto de bueno en el peor y tanto de malo en el mejor que es difícil condenar.

  • El que no duda nada sabe.

  • La vida es la novia de la muerte.

  • Los ríos hondos corren en silencio, los arroyos son ruidosos.

  • La vejez empezará cuando los recuerdos pesan más que las esperanzas.

  • Es mejor escuchar poco y entender, que escuchar mucho y no hacerlo.

  • Con mis maestros he aprendido; con mis colegas más, y con mis alumnos todavía más.

  • Creer que el enemigo débil no puede dañarnos es creer que una chispa no puede causar un incendio.

  • Cuanto más adversas sean las circunstancias que nos rodean, mejor se manifiesta el poder interior.

  • La paciencia es un árbol de raíz amarga pero de frutos muy dulces.

  • Recorre a menudo la senda que lleva al huerto de tu amigo, no sea que la maleza te impida ver el camino.

  • El hombre sabio aprende más del necio, que el necio del sabio.

  • Se espera perfume de una flor y gentileza de una persona.

  • Es mejor encender una vela que maldecir la oscuridad.

  • Si de noche lloras por no ver el sol, no verás las estrellas.

  • La vida se nos da y sólo la merecemos dándola.

  • El miedo y el amor deben ser entendidos como entendemos la teoría de la relatividad y los principios de incertidumbre.

  • Nuestras vidas no son nuestras. De la cuna a la tumba estamos conectados con los demás. Pasado y futuro. Con cada crimen y con cada acto de bondad damos nacimiento a nuestro futuro.

  • Nuestras vidas y nuestras decisiones… en cada encrucijada, cada encuentro… Sugiere una nueva dirección potencial.

  • Vivir es ser percibido.

  • A través de las miradas ajenas, es posible descubrirse a uno mismo.

  • Los actos nos conducen al final de nuestro tiempo.

  • Un crítico es alguien que lee con prisa y arrogancia pero nunca de manera prudente.

 

 

 

Deja un comentario

*

Be sure to include your first and last name.

If you don't have one, no problem! Just leave this blank.