Miércoles, 30 de Enero de 2019

 Yo he pensado que cuando era chico, un día duraba una semana y ahora una semana dura un día. A medida que uno envejece pasa con más rapidez el tiempo. Jorge Luis Borges.

Yo sé que las nubes duran sólo un momento y que el Sol es para todos los días. Rabindranath Tagore.

Un momento puede hacernos desgraciados para siempre. John Gay.

Nunca debe cometerse la imprudencia de demandar al presente lo que el porvenir nos aportará con menos esfuerzo. Maurice De Talleyrand-Périgord.

El que no aplique nuevos remedios debe esperar nuevos males, porque el tiempo es el máximo innovador. Francis Bacon.

Consiente en ceder cuando tengas razón, con tal de que sepas ser intransigente [contigo mismo] cuando estés equivocado. Jean Rostand.

Convierte tu muro en un peldaño. Rainer Maria Rilke.

El sueño es alivio de las miserias de los que las tienen despiertas. Miguel De Cervantes.

Sea moderado tu sueño: que el que no madruga con el sol; no goza del día. Miguel De Cervantes.

Desconfíen del rencor de los solitarios que dan la espalda al mar, a la ambición, a la sociedad. Se vengarán un día de haber renunciado a todo eso. Émile M. Cioran.

El egoísta odia la soledad. Blaise Pascal.

El hombre inteligente busca una vida tranquila, modesta, defendida de infortunios; y si es un espíritu muy superior, escogerá la soledad. Arthur Schopenhauer.

El hombre más fuerte es el que resiste la soledad. Henrik Ibsen.

El individualismo no es tanto un fin como un camino, no el mejor, sino el único. Ch. Friedrich Hebbel.

El orgullo se cura con la soledad. Anónimo.

Entre dos, la vida es posible; uno solo no puede arrastrarla. Victor Hugo.

Hay que volver a la muchedumbre, su contacto endurece y pule, la soledad ablanda y pudre. Friedrich Nietzsche.

La cosa más grande del mundo es saber ser autosuficiente. Michel E. De Montaigne.

La independencia siempre fue mi deseo; la dependencia siempre fue mi destino. Paul Verlaine.

Lo que llamamos nuestra intimidad no es sino nuestro imaginario mundo, el mundo de nuestras ideas. José Ortega Y Gasset.

Los que odian la soledad, solo se odian a sí mismos. Anónimo.

Para dos no hay pendiente demasiado empinada. Henrik Ibsen.

Rema en tu propio barco. Eurípides.

Si quieres ser feliz enteramente, solo jamás lo conseguirás. Demóstenes.

Sólo puede ser independiente el hombre que se basta a sí mismo y que sabe vivir solo. Noel Clarasó.

Todo lo que vive, no vive solo, ni para sí mismo. William Blake.

Un corazón solitario no es un corazón. Antonio Machado.

EXCUSAS, PRETEXTOS Y RAZONES (Tito Rodríguez Oltmans):

  • La excusa es el motivo que se invoca para disculparse o eludir una obligación o responsabilidad.

  • El pretexto es la causa simulada que se alega para excusarse de no haber hecho una cosa o haberla efectuado.

  • La razón es el verdadero motivo o causa, de haber hecho o hacer acciones responsablemente y conscientemente.

AMOR:

Hacer el amor implica una conexión con el amor que no se da todo el tiempo, ni siquiera entre dos personas que se aman. Jorge Bucay.

Nunca se sufre tanto por amor como cuando volvemos a ver el objeto amado, o mejor cuando éste está ausente. Napoleón Bonaparte.

El amor depara dos máximas adversidades de opuesto signo: amar a quien no nos ama y ser amados por quien no podemos amar. Alejandro Dolina.

El amor verdadero no espera a ser invitado, antes él se invita y se ofrece primero. Fray Luis de León.

Los ojos son para mirar, las manos para coger, la cabeza para pensar y el corazón para amar. Joan Amades.

Si no te quieren como tú quieres que te quieran, ¿qué importa que te quieran? Amado Nervo.

Una mirada, dos pasos, tres palabras, cuatro caricias, cinco suspiros, seis emociones, siete besos, ocho sueños, nueve promesas…un amor. Anónimo.

Porque el amor y la muerte son las alas de mi vida, que es como un ángel expulsado perpetuamente. Luis Cardoza Y Aragón.

Aquel amor aun vibra bajo el impulso de una imagen, mero fantasma. Jorge Guillén.

Nada es pequeño en el amor. Aquellos que esperan las grandes ocasiones para probar su ternura no saben amar. Laure Conan.

Se ha dicho, que el hombre hace todo lo que hace con el único fin de enamorar mujeres. Alejandro Dolina.

El amor está en el aire, trata de respirarlo. Angel Guillén.

El enamorado de un alma bella permanecerá fiel durante toda su vida, porque ama una cosa permanente. Platón.

Como todo el que no está enamorado, él piensa que se puede elegir a la persona amada en base a interminables deliberaciones sobre sus ventajas e inconvenientes. Marcel Proust.

Quien no ha sufrido por amor, nunca ha amado de verdad, quien nunca se enamoró no vivió con intensidad, quien ha perdido un amor y lo ha dejado en libertad ha sabido comprender lo que es amor de verdad. Diana Grisales.

No, no aparta a dos almas amadoras adverso caso ni crüel porfía: nunca mengua el amor ni se desvía, y es uno y sin mudanza a todas horas. William Shakespeare.

Noche mucho más noche: el amor ya es un hecho. Jorge Guillén.

En tan solo un instante me enamore de ti y en tan solo otro me di cuenta de que era imposible olvidarte. Luis Grandez. 

Somos sólo nosotros, con nuestra capacidad para amar, los que damos sentido al universo indiferente. W. Allen.

Uno no puede amar a otro si no se ama a sí mismo. Ni amarse si no se conoce. Quevedo.

Nunca se tiene la libertad de amar o de dejar de amar. La Rochefoucauld. 

Lo extraordinario es que el amor sea correspondido. ¿Por qué diablos alguien a quien nosotros señalamos va a corresponder y, en caso extraño de que así sea, por qué ha de durar? Javier Marías.

Cuando no se tienen ganas  de hablar… el miedo a hablar tiene algo que ver con el miedo a dar (en el amor). Película Sombras de sospecha.

Película Un marido ideal (1948):

-Yo le quise (lady Chiltern)

-Querida señora Chiltern, es demasiado inteligente como para saber qué es el amor. Lord Arthur.

-… Supongo que cuando un hombre ha querido una vez a una mujer sería capaz de hacer todo por ella, menos seguir queriéndola.

-Sí, todo menos eso.

Yo creía que la ambición era lo único. No lo es. El amor es lo único que hay en el mundo. Fuera del amor no hay nada.  Oscar Wilde.

¿Por qué no podéis amarnos las mujeres con nuestros defectos, cuando nosotros amamos a las mujeres las amamos con todos sus defectos, sus locuras, sus imperfecciones, quizás por eso las amamos todavía más. Lo imperfecto es lo que necesita ser amado. Las mujeres construís hombres ideales, pero lo que creáis son ídolos falsos. Tú creaste un ídolo falso de mí y yo no tuve el valor de confesarte mis debilidades. Tenía miedo de perder tu amor… y ahora lo he perdido (Sir Robert Chiltern a lady Chiltern). Película Un marido ideal (1948).

 

 

Deja un comentario

*

Be sure to include your first and last name.

If you don't have one, no problem! Just leave this blank.