Miércoles, 28 de Febrero de 2018

Ésta es la condición humana natural, el estar siempre un poco insatisfechos, continuamente descontentos. Película Antes del anochecer.

Para conocernos el uno al otro de verdad, primero deberíamos conocernos nosotros mismos. Película Antes del anochecer.

Sin sufrimiento no aprendemos nada. Película Antes del atardecer.

El camino a seguir para mejorar las situaciones está en los pequeños logros cotidianos, tienes que disfrutar de ellos para seguir adelante. Película Antes del atardecer.

Somos el resultado de la suma de momentos de nuestra vida. Película Antes del atardecer.

Yo no sabré templar una lira o tañer un salterio; pero sí, tomando por mi cuenta una ciudad pequeña y oscura, hacerla ilustre y grande. Temístocles.

Ganaron porque no sabían que el enemigo era invencible. Anónimo.

Solo vemos lo que nos mira. Franz Hessel.

Voy andando y en la distancia veo lo que parece un animal. Me acerco y veo que es un hombre. Me acerco más y veo que es mi hermano. Película Un corazón en peligro.

En el momento preciso llegará a ti la persona que tú necesitas para evolucionar, enseñar y aprender… Puede ser una pareja, un terapeuta, un maestro… De ti depende que no le des la espalda. Alexander Rodríguez.

Años, amores y copas de vino… no hay porque ir contándolos. Película El secreto de Adaline.

Es cierto que uno se arriesga menos callando que hablando. Sacerdote Dinouart.

Fórmula de Groucho Marx: Comedia = tragedia + tiempo.

El caer no ha de quitar la gloria de haber subido. Película La caída del imperio romano.

Pensé que llegaría a encontrar la paz sola, alejada del mundo, pero no hay paz cuando se está tan sola, puedo jurarlo. No hay más que soledad. Película La caída del imperio romano.

Película Billit:

-Con el tiempo ¿qué será de nosotros?

-El tiempo empieza ahora.

Sólo si encuentras la paz en tu interior podrás encontrar una verdadera conexión con los demás. Película Antes del anochecer.

En el fondo lo que importa no es el amor de otra persona, es el amor a la vida. Película Antes del anochecer.

COMUNICACIÓN:

El que habla contigo de los defectos ajenos, chismorrea con otros de los tuyos. Diderot.

Si no puedes convencer, al menos confúndelos. Corolarios de las Leyes de Murphy.

No lo hagas, sino conviene.  No lo digas, si no es verdad. Marco Aurelio.

Anhelad siempre la perfecta armonía entre pensamiento, palabra y acción.  Gandhi.

Quien no comprende una mirada tampoco comprenderá una larga explicación.  Proverbio Árabe.

El malentendido es esencial a la comunicación humana.  Jacques Lacan.

Una palabra hiere más profundamente que una espada.  Richard Burton.

Es más valioso tener el respeto que la admiración.  J.J. Rousseau.

Más vale una palabra a tiempo que 100 a destiempo.  Cervantes.

Las citas apenas cuestan nada, y muchas se mueven dentro de este fértil terreno de la paradoja -al dictado latino de si vis pacem, para bellum- [si quieres la paz prepárate para la guerra]. Vogecio.

Nuestras facultades son tan limitadas, que siempre creemos tener razón.  Göthe.

La idea que no trata de convertirse en palabras es una mala idea; la palabra que no trata de convertirse en acción es, a su vez, una mala palabra. Gilbert Keith Chesterton.

Los hombres se vuelven malos y culpables porque hablan y actúan sin prever los resultados de sus palabras y hechos.  Franz Kafka.

Los tontos hablan del pasado, los sabios del presente y los locos del porvenir.  Napoleón.

La mayoría de las personas gastan más tiempo y energías en hablar de los problemas que en afrontarlos.  Henry Ford.

Si quieres que otro se ría, cuanta tus penas, María.  Proverbio español.

El fuego y la espada no son más que máquinas de destrucción lentas si se comparan con el parlanchín.  Sir Richard Steele.

El que guarda su boca y su lengua, guarda su alma de angustias.  Salomón.

-Yo siento lo que digo.  –Sí, sólo que no lo dices todo.  -No se puede decir todo, llevaría bastante tiempo.  André Maurois. 

SÉNECA:

  • A unos basta mostrar el remedio, a otros es necesario buscarlo.

  • En todo lugar se puede vivir virtuosamente.

  • Ningún virtuoso puede aplacar al pueblo.

  • Mucha parte de la verdad está por descubrir.

  • Todo hombre se somete fácilmente a la doctrina de sus naturales.

  • No podemos evitar las pasiones, pero sí vencerlas.

  • De grande ánimo es menospreciar grandezas y querer antes la medianía que la sublimidad.

  • Más seguro es el camino de que se duda.

  • La buena conciencia entre muchos está segura, y la mala aun estando sola teme.

  • De ningún testigo deberíamos hacer más caso que de nosotros mismos.

  • Noble se puede llamar el que por naturaleza es inclinado a la virtud.

  • No se debe menospreciar la fortuna de alguno cuando el que la menosprecia puede descender a ella.

  • Más sutileza es dejar ciertas cuestiones que desatarlas.

  • La virtud que por mucho tiempo se ejercita, persevera.

  • Obliguemos a nuestra alma a que principie a vivir bien; que después pequeños remedios bastan.

  • Débese elegir un buen domicilio, útil, no sólo para el cuerpo, sino también para las buenas costumbres.

  • A los que con armas vencen, los vencen muchas veces los vicios.

  • Ausentes están algunos, aunque presentes parezcan.

  • No queda esperanza de remedio cuando los vicios se mudan en costumbres.

  • No puede la fortuna quitar lo que no dio.

  • No solamente nos inquieta el golpe, sino también el sonido.

  • El rico que sin tener cuenta lo es, poco tiempo es rico.

  • No quiere el enfermo médico elocuente, sino que le sane.

  • No hay maldad tan grande, que carezca de ejemplos.

  • La verdad, en todas sus partes lo es.

  • Para pocos nació el que solamente es útil a las gentes de su tiempo.

  • Quien de verdad quiere ser bueno, lo será.

  • Imperar [dominar] es oficio, y no reino.

  • Muchos dejan de pecar más por vergüenza que por voluntad.

  • Aun los deleites son penosos cuando sin consideración se gozan.

  • Poco importa que seamos acreedores de la fortuna o de los hombres pues lo uno y lo otro es ajeno.

  • Inútilmente se previene lo que no se puede evitar.

  • Parte de intemperancia [falta de moderación] es querer saber más de lo necesario.

  • Procura en tus estudios no saber más que los otros, mas saberlo mejor.

  • No se alaban las riquezas porque se codician, sino que se codician porque se alaban.

  • Por humilde se tiene ya el que con lo necesario se contenta.

  • Mucha diferencia hay de no querer pecar a no saber.

  • En menos tiempo se deshacen las cosas que se restauran.

  • Aunque la edad de algunos fue imperfecta, su vida fue perfecta.

  • Siempre podemos aprender del hombre eminente, aun cuando calla.

  • El mayor espacio de la vida es vivir hasta saber.

  • No conocerás cuándo el sabio te es útil, y lo conocerás cuando te haya sido útil.

  • Una parte de la virtud consiste en la teoría, y otra en la práctica.

  • A vicios leves, pequeños remedios bastan.

  • Nunca se tiene un vicio solo.

  • Castigo es la maldad de sí misma.

  • El que llamas muerto, no murió, mas partió primero.

  • Cada día debemos juzgarlo una nueva vida.

  • Menos nos duele la desgracia cuando testigos hay.

  • En los hombres grandes no es menos provechosa la memoria que la presencia [apariencia].

  • Un perverso perjudica a otro perverso, y los útiles son buenos a los útiles.

 

 

Deja un comentario

*

Be sure to include your first and last name.

If you don't have one, no problem! Just leave this blank.