Jueves, 28 de Junio de 2018

Proceded en todos vuestros actos, palabras y pensamientos como el hombre que está preparado para abandonar esta vida en cualquier momento. Marco Aurelio.

Practica constantemente la abstinencia y la templanza, de suerte que te encuentres tan ágil después de comer como antes. E. L. Gruber.

Para alargar tu vida, acorta tus comidas. Benjamín Franklin.

Siempre se tiene tiempo suficiente cuando se emplea como es debido. Goethe.

Si quieres viajar hacia las estrellas, no busques compañía. Heinrich Heine.

No hay castos; solamente hay enfermos, hipócritas, maníacos y locos. Anatole France.

Para la cólera y el amor todo lo que se aplaza se pierde. P. A. C. De Beaumarchais.

Película El club social de Cheyenne:

-Antes era y un potro salvaje, ahora me he calmado y ando tras el abrevadero y un poco de forraje.

-Seguro que si le abriera la puerta del corral se desmadraba usted.

-Puede que sí.

De la adversidad surge siempre una pureza que los hombres débiles nunca pueden encontrar. Película En nombre de la ley.

El hombre se ve envuelto en sus propias redes. No se puede cambiar tan fácilmente. Siempre hay algo que te devuelve a tu sitio. Película En nombre de la ley.

Una pregunta en exceso respetuosa con lo existente o una pregunta en la que quien la formula no corra el riesgo de verse sorprendido (o incluso sobresaltado) por la respuesta no es propiamente una pregunta: es una afirmación disfrazada con signos ortográficos interrogativos. Manuel Cruz.

A fin de cuentas, la historia no es otra cosa que intersubjetividad [subjetividad de muchos] diacrónica [desarrollada a lo largo del tiempo]… ni el diálogo ni la deliberación empiezan desde cero, ni tienen un carácter limpiamente inaugural, sino que, por el contrario, se insertan en un ámbito (una determinada sociedad) y en un tiempo (un concreto momento de la historia) que constituyen, en un sentido fuerte, sus condiciones de posibilidad. Manuel Cruz.

En una situación de opresión, o de sojuzgamiento, el diálogo simplemente no puede tener lugar. La jerarquía o la cadena de mando son incompatibles con el diálogo (aunque no forzosamente con el conocimiento). Manuel Cruz. 

AMOR: 

  • El amor de los jóvenes no está en el corazón, sino en los ojos. W. Shakespeare.

  • En la extraña y sencilla economía de la vida, sólo se recibe lo que se da. Oscar Wilde.

  • La exigencia de ser amado es la máxima arrogancia. F. Nietzsche.

  • Es mejor haber amado y perdido, que jamás haber amado. A. Tennyson.

  • Las riñas de los amantes son renovaciones del amor. Tenrencio.

  • Donde hay amor no hay señor, que todo lo iguala amor. Lope de Vega.

  • Apenas es amor aquel que desconoce la dulzura de perdonar. J. Greenleaf.

  • La libertad es incompatible con el amor: un amante es siempre un esclavo. G. De Staël.

  • Los hombres aspiran siempre ser el primer amor de las mujeres. Ellas prefieren ser el último episodio de un hombre. Oscar Wilde.

  • El amor propio ofendido es el más seguro antídoto del amor. M. J. de Larra.

  • Si los celos son señales de amor, es como la calentura en el hombre enfermo, que el tenerla es señal de tener vida, pero vida enferma y mal dispuesta. Cervantes.

  • El amor es la eterna historia del juguete que los hombres creen recibir y del tesoro que las mujeres creen dar. H. de Balzac.

  • Los celos nacen siempre con el amor, pero siempre mueren con él. La Rochefoucauld.

  • Si bien es cierto que muchos hombres se casan por sentar la cabeza, también lo es que muchas mujeres se casan por levantarla. León Daudi.

  • Amar a muchas mujeres quizá no nos enseñe a conocerlas, pero nos enseñará a conocernos. J. Benavente.

  • El cuerpo en lances de amor es parte indispensable del alma. Epicuro.

  • Un hombre y una mujer verdaderamente enamorados es el único espectáculo de este mundo digno de ofrecer a los dioses. Goethe.

  • Una mujer a la que mantenemos no nos parece una mujer mantenida mientras no sabemos que la mantienen otros. Marcel Proust.

  • En la dorada vaina de la comparación se esconde a veces el puñal de la envidia. F. Nietzsche.

  • No sabrás todo lo que valgo hasta que no pueda ser junto a ti todo lo que soy. Gregorio Marañón.

  • Es fácil morir por una mujer, lo difícil es vivir con ella. Lord Byron.

  • El matrimonio es una cadena tan pesada que para llevarla hace falta ser dos y, a menudo, tres. Alejandro Dumas, padre.

  • Lo que un hombre tiene realmente es lo que es en su interior. Oscar Wilde.

  • Las batallas contra las mujeres son las únicas que se ganan huyendo. Napoleón.

  • A cualquier mujer le gustaría ser fiel. Lo difícil es hallar el hombre a quien serle fiel. Marlene Dietrich.

  • Para los celos no hay pasado ni futuro, lo que imaginan es siempre el presente. Marcel Proust.

  • Sentir admiración por un hombre toda la vida sería excesivamente tedioso; provocaría tortícolis mental. Agatha Christie.

  • Yo quisiera amarte, como quisiera tener sed delante de las fuentes. Federico García Lorca.

  • Los que más han amado hasta ahora al ser humano le han hecho siempre el máximo daño: han exigido de él lo imposible, como todos los amantes. F. Nietzsche.

  • Solamente conoce el amor quien ama sin esperanza. Friedrich Schiller.

  • Sobre toda cosa guardada, guarda tu corazón, porque de él emana la vida. Salomón.

  • El tiempo no se compone solamente de horas ni de minutos, sino de amor y de voluntad: tenemos poco tiempo cuando tenemos poco amor. Alejandro Vinet.

  • La bondad del corazón vence a enemigos casi invencibles. J. C. Lavater.

  • La felicidad consiste en hacer el bien. Aristóteles.

  • Los esposos están tan mezclados uno al otro, tan confundidos, que las leyes ordinarias del amor ya no se refieren a ellos. F. Mauriac.

  • El carácter del hombre no reside en la inteligencia, sino en el corazón. Jacobi [Carl Gustav Jakob].

  • Tres condiciones se requieren para llegar a ser felices: ser imbécil, ser egoísta y gozar de buena salud, pero está claro que si os falta la primera condición todo está perdido. G. Flaubert.

  • Donde reina el amor, las leyes sobran. Platón.

  • Vale más tener el corazón alegre que la vida feliz. El corazón alegre suple a todo. Fenelón.

  • Un niño es un amor hecho visible. Novalis.

  • La lealtad es el camino más corto entre dos corazones. J. Ortega y Gasset.

  • El amor es la compensación de la muerte. Arthur Schopenhauer.

  • Sin haber sido nunca ni felices ni buenos, hemos de amarnos los unos a los otros o morir. W. H. Auden.

  • Lo verdaderamente mágico de nuestro primer amor es la absoluta ignorancia de que alguna vez ha de terminar. H. de Balzac.

  • Amar a una criatura es tener necesidad de que esta criatura viva. H. Barbusse.

  • Por culpa de los celos, al ausencia se hace tan insoportable como la presencia real. M. Baring.

  • El amor es como don Quijote: cuando recobra el juicio es para morir. J. Benavente.

  • Un sentimental es alguien que desea tener el lujo de una emoción sin tener que pagar por ella. Oscar Wilde.

  • Me han preguntado si no me he cansado nunca de ser Mae West, y la respuesta es que no. Jamás se cansa una de lo bueno. Mae West.

  • El amor es lo más parecido a la guerra, y una guerra en la que es indiferente vencer o ser vencido, porque siempre se gana. J. Benavente.

  • Los amores son como las setas, que no sabe uno si son venenosas hasta que las has comido y es demasiado tarde. Tristan Bernard.

  • En materia de amor se cumple con frecuencia la ley del mínimo esfuerzo. Hay gentes tan perezosas que se casan con su prima con su madrastra, hasta con su criada, por la sencilla razón de tenerlas muy a mano. S. Ramón y Cajal.

  • Nadie convalece de amor mejor ni más presto que un enamorado ausente. Pedro Calderón de la Barca.

  • En el verdadero amor no manda nadie; obedecen los dos. A. Casona.

  • Amor es encontrar en la felicidad del otro la propia felicidad. G. Leibnitz.

  • Enamorarse no es amar. Puede uno estar enamorado y odiar a la persona de quien lo está. F. Dostoievski.

  • La timidez es un gran pecado contra el amor. A. France.

  • El amor y la risa son dos invenciones completamente humanas, que no existen en la naturaleza. A. Gide.

  • Nada tan agradable como los principios del amor, cuando a ella le gusta aprender y a él le gusta enseñar. Goethe.

  • La única diferencia entre un capricho y la pasión de una vida es que el capricho dura un poco más. Oscar Wilde.

  • Comprender es una palabra viva y la carne de esta palabra es amor. H. Barbusse.

  • Hablar de locura de amor es un pleonasmo [figura retórica redundante]; el amor en sí ya es una locura. H. Heine.

  • Las malas novelas de amor en serio sólo se pueden combatir con buenas novelas de amor en broma. E. Jardiel Poncela.

  • Mejor mal acompañado que solo. F. Nietzsche.

  • Los hombres que aman de veras, nunca hablan de su amor; y así las mujeres más amadas suelen ser las menos conocidas. F. Mauriac.

  • Los hombres tienen necesidad de ser amados para ser felices y de ser más o menos poderosos para ser amados. El hombre que puede prescindir de ser amado, puede prescindir de todo. A. Maurois.

  • El amor nace de nada y muere de todo. Alfonso Karr.

  • No hay más que una clase de buen amor; pero hay mil copias diferentes. La Rochefoucauld.

  • Las mujeres aman, frecuentemente, a quien lo merece menos; y es que las mujeres prefieren hacer limosna a dar premios. Jacinto Benavente.

  • Todas las mujeres que amamos se parecen a una mujer que no hemos conocido nunca. León Daudi.

  • La mayoría de las mujeres no sienten la necesidad de ser amadas; les basta con ser preferidas. Mile Lespinasse.

  • En batallas de amor siempre les toca perder a los tímidos. Molière.

  • Bastarse a sí mismo es también una forma de felicidad. Aristóteles.

  • Siempre hay un poco de locura en el amor. Pero siempre hay un poco de razón en la locura. F. Nietzsche.

  • Cuando el amor lo hiere cualquiera se hace poeta, aunque nunca antes las musas le hubiesen inspirado. Platón.

  • Si no se ama de una manera absurda, no se ama. Ninon de Lenclos.

  • El amor es el olvido del yo. F. Amiel.

  • En amor no basta atacar; hay que tomar la plaza. Ovidio.

DINERO:

  • Cuanto más nos elevemos, tanto más pequeños parecemos a quienes son incapaces de volar. F. Nietzsche.

  • Hacer dinero es un arte, trabajar es un arte, y los buenos negocios son la mejor de las artes. Andy Warhol.

  • No puede uno vengarse del mundo. Eso lleva demasiado tiempo y requiere demasiados abogados. Woody Allen.

  • Las preguntas no son nunca indiscretas; a veces, las respuestas lo son. Oscar Wilde.

  • Muéstrame un capitalista y te enseñaré una sanguijuela. Malcolm X.

  • Mi cliente tiene aspecto de imbécil. Pues bien, no se fíen de las apariencias.  ¡Es un imbécil! Groucho Marx.

  • Creo que un líder industrial, capaz de crear riqueza y empleo, es más merecedor de pasar a la historia que los políticos o los militares. Paul Getty.

  • Ningún vencedor cree en el azar. F. Nietzsche.

  • Sin riqueza económica concentrada en pocas manos es imposible el esplendor de las artes plásticas, del espíritu, de los hábitos distinguidos y del lujo. Oswald Spengler.

  • No insultes a tu amigo con méritos de tu bolsillo. R. Tagore.

  • La investigación de mercado es como conducir mirando sólo por el espejo retrovisor: estudias lo que ya ha pasado. Anita Roddick.

  • Algunos nacen pobres en la casa del rey, y la riqueza no se pega a aquellos a quienes el destino guarda su tesoro en la pobreza. R. Tagore.

  • Ningún pequeño trabajo es pequeño. H. Barbusse.

  • Uno olvida su culpa cuando la ha confesado a otro, pero el otro no suele olvidarla. F. Nietzsche.

  • Estamos deslizándonos cada vez más hacia un socialismo, ese sistema que, como alguien dijo una vez: sólo funciona en el cielo, donde no hace falta, o en el infierno, donde ya lo han conseguido. Ronald Reagan.

  • No me gusta la impuntualidad. No me espero ni a mí mismo. Groucho Marx.

  • No hables irrespetuosamente de la buena sociedad. Sólo los que no pueden pertenecer a ella lo hacen. Oscar Wilde.

  • El hombre es un animal de rapiña que ha de afirmarse luchando, venciendo y aniquilando. Oswald Spengler.

  • Aquel que nos da oro sólo nos da dolor. Cuando el oro se va, vuelve otra vez la pena. Gastado el oro, sólo queda la pena en la tienda vacía. R. Tagore.

  • Algunos dicen que el trabajo duro nunca ha matado a nadie, pero yo me digo, ¿por qué arriesgarse? Ronald Reagan.

  • La información confidencial es el origen de prácticamente todas las grandes fortunas modernas. Oscar Wilde.

  • El hecho de que tú trates de establecer las excepciones, y aquél la regla, te coloca muy por debajo de él. F. Nietzsche.

  • Podemos porque creemos poder. Virgilio.

  • Nada sabéis si sólo sabéis mandar, reprender y corregir. Fenelón.

  • La alegría es hija de la ocupación. Sir John Lubbock.

  • Seamos primeramente buenos, luego seremos felices. No exijamos el premio antes de la victoria, ni el salario antes del trabajo. J. J. Rousseau.

  • Cuando quiero que un asunto no se resuelva lo encomiendo a un comité. Napoleón.

  • Durante años, los políticos han prometido la Luna, y yo soy el primero capaz de entregarla. Richard Nixon.

  • La literatura es mentir bien la verdad. Juan Carlos Onetti.

  • No te preocupes cuando oigas que alguien dice de ti: ¡Caramba, vaya un tío chalado! Cuando tengas el suficiente dinero, dirán: ¡Caramba, qué chico tan excéntrico. Malcolm Forbes.

  • El dinero sirve a los ricos para que muchos médicos les ayuden a morir. Aristóteles.

  • ¿Saben lo que quiero que pongan en mi tumba? Por favor no molestar. Ted Turner.

  • El poder y la necesidad son con frecuencia vecinos que se ignoran. Pitágoras.

  • Los ingleses creen que irán al cielo si dan toda su fortuna a los pobres, pero ninguno lo hace. Bernard Shaw.

  • Poseer no es un vicio, sino un talento del que muy pocos son capaces. Oswald Spengler.

  • Dios ha puesto el trabajo como centinela de la virtud. Confucio.

  • La pobreza no viene por la disminución de las riquezas, sino por la multiplicación de los deseos. Platón.

  • El desprecio al dinero en un momento dado es a veces el mejor sistema para ganarlo en abundancia. Terencio.

  • Siempre he tenido un sitio donde colocar cada dolor que ha entrado. Todavía no he visto el día en que pueda decir que soy rico. Uno siempre está preocupado por las facturas pendientes. Paul Getty.

  • Nada perturba tanto la vida humana como la ignorancia del bien y del mal. Cicerón.

  • Tan difícil es para los ricos adquirir la sabiduría, como para los sabios adquirir la riqueza. Epicteto.

  • Sobre el buen cimiento se puede levantar un buen edificio, y el mejor cimiento y zanja del mundo es el dinero. Cervantes.

  • Hay personas a quienes la suerte les llega por accidente y ellos son los primeros sorprendidos. Después, por reacción muy humana, se consideran merecedores de su buena estrella. La Bruyére.

  • Las alabanzas en voz alta a la pobreza y el desprecio a la riqueza son siempre sospechosas; detrás se oculta el disgusto de la propia incapacidad para dejar de ser pobre. Oswald Spengler.

  • No puede ser buen general quien no ha sido antes buen soldado. Anónimo.

  • El secreto de mi éxito está en pagar como si fuera pródigo y vender como si estuviera en quiebra. Henry Ford.

  • La fortuna teme a los valientes y oprime a los pusilánimes. Séneca.

  • Cuando ya no tenemos nada, empezamos a comprender que nada nos hace falta. Amado Nervo.

  • Todo poder es deber. Víctor Hugo.

  • El esclavo sólo tiene un dueño; el ambicioso, tantos como personas le puedan ser útiles a su fortuna. La Bruyere.

  • Nadie recordaría al buen samaritano si sólo hubiera tenido buenas intenciones. También tenía dinero. Margaret Thatcher.

  • Ha triunfado quien unió lo útil a lo agradable. Horacio.

  • Tener dinero es como ser rubia: es más divertido, pero no de vital importancia. Mary Quant.

  • Ésta es una melancólica verdad; que los grandes hombres tienen también parientes pobres. Charles Dickens.

  • ¡Con qué falta de equidad están ordenadas las cosas! ¡Que los que menos bienes poseen tengan que acrecentar los de los más ricos! Terencio.

  • Lo superfluo es cosa muy necesaria. Voltaire.

  • Está permitido ser más hábil que los demás, pero es peligroso parecerlo. J-B. Coeuilhe.

  • La nobleza del hombre procede de la virtud, no del nacimiento. Epicteto.

  • Alcanza más alto el que apunta a la Luna que el que dispara a un árbol. G. Herbert.

  • Más se estima, lo que con más trabajo se gana. Aristóteles.

  • No puede haber gran hazaña sin haber gran competencia. Rojas Zorrilla.

  • Haz todo lo que puedas, ahorra todo lo que puedas, da todo lo que puedas. Margaret Thatcher.

  • El mundo es un escenario y todos los hombres y mujeres son meros actores. W. Shakespeare.

  • Nunca dejo para mañana lo que, posiblemente, pueda hacer pasado mañana. Oscar Wilde.

 

Deja un comentario

*

Be sure to include your first and last name.

If you don't have one, no problem! Just leave this blank.